¡Es el León!

escudo_verde

Esta tarde se enfrentan dos equipos que en el papel son lo mismo: Campeones de la Primera “A”. Pero León y Ciudad Juárez no son iguales. No es falta de humildad, es la historia ya escrita. Los Verdes son uno de los clubs históricos de México y no sólo porque ésta sea, junto a la del América, Monterrey, Atlas, Guadalajara y Atlante, una de las franquicias más antiguas del futbol profesional mexicano. Las cosas, como son. El León -como dice el doctor Primo Quiroz Durán- es un equipo “que no tuvo infancia”: nació grande. Antes de que Chivas ganara su primera liga; antes que el América alzara una copa; antes que Toluca jugara en Primera; y antes siquiera de que existieran los Pumas y Cruz Azul, los Esmeraldas ya tenían tres campeonatos y eran el primer Campeonísimo de la historia, al ganar liga y copa en el mismo año. Hasta la fecha y a pesar de los años que lleva en el infierno, la escuadra leonesa pertenece al selecto e imaginario club de equipos que más campeonatos han ganado desde que nació el fútbol profesional en México. Los pares del Club León en el fútbol latino son el River Plate, Boca Juniors, Independiente o el San Lorenzo -si de Argentina hablamos- como lo son en Brasil: Santos, Botafogo, Flamengo, Sao Paulo; o los chilenos del Colo Colo, los paraguayos del Cerro Porteño o los portugueses del Benfica y Sporting de Lisboa. Contra todos ellos han jugado los Panzas Verdes. ¿Recuerda usted que hace 15 años la Fiera se impuso al Juventus italiano en el mismísimo Estadio León? Abel Ramírez -uno de los primeros jugadores profesionales de casa- me platicaba cómo todos los equipos salían a partirse el alma cuando jugaban contra los Verdes. “¡Era el León!”, decía el fino defensa que formara parte de aquel efímero Unión-León que debutó en la Copa México de 1944. En casi 64 años de vida, el equipo León suma 5 campeonatos de Liga, 5 de Copa, 4 de Campeón de Campeones y un Campeonísimo. 7 veces han tenido al Campeón de goleo (tres de esos títulos se los llevó Adalberto “Dumbo” López). Y más, los trofeos que suma en su paso por la división de ascenso. Por eso, cuando salten hoy a la cancha los Verdes y los Indios, correcto: serán once contra once y se gana metiendo goles. Pero por favor, que no lo olviden ni propios y extraños y menos los jugadores: ¡Es el León!

http://www.el-heraldo-bajio.com.mx/a_local.html